jueves, 10 de diciembre de 2009

¿Cómo cuidar el cuero? II

La semana pasada ya comenzamos a hablar del cuero y cómo cuidarlo para nuestros sofás, butacas, sillones o cabeceros luzcan como el primer día y la piel no pierda ni un ápice de su elegancia y belleza.

Hoy seguimos hablando de este material muy utilizado en la decoración de interiores en diversos colores. Independientemente del color o del acabado hay algunas recomendaciones básicas que siempre tenemos que seguir y tener en cuenta.

- Más vale prevenir que curar, es decir, tenemos que ser conscientes de que el cuero es un material muy delicado. Esto significa mantenerlo alejado de los rayos directos del sol, de niños o de nuestras mascotas.



Sofá Gora


- El cuero es piel, por lo que podemos notarlo seco, para evitarlo debemos mantenerlo ventilado y utilizar un acondicionar si fuera necesario.

- Nunca debemos utilizar productos siliconados que impidan respirar al cuero. Tampoco hay que limpiarlo con productos químicos, que contengan alcohol o destilados de petróleo.

¿Nos dais más consejos para cuidar el cuero?

miércoles, 2 de diciembre de 2009

¿Cómo cuidar el cuero? (I)


Los sofás y las butacas de cuero han ganado mucho protagonismo en los últimos años, por lo que seguramente muchos os habréis hecho con uno o esteréis pensando en adquirirlo muy pronto.

Estos tejidos aportan mucha elegancia a la estancia. Aunque no debemos olvidar que el cuero es una piel, por lo que tenemos que dedicarle algunas atenciones especiales. Lo principal es mantenerla protegida e nutrida, puesto que un cuero sin protección puede perder el color, pelarse, cambiar la textura o agrietarse.

Sillón relax Escabel

Para que luzca perfecto el cuero, a diario debemos pasarle un paño húmedo, evitar que la luz del sol le dé directamente o mantenerlo alejado de las fuentes de calor como pueden ser los radiadores o estufas. Luego una vez al año, debemos aplicarle algún tratamiento especifico.

¿Cómo cuidáis el cuero?

jueves, 26 de noviembre de 2009

¿Cómo quitar las manchas de la madera?


Composición Berta

Con el uso de los muebles es normal que estos vayan sufriendo pequeños accidentes que si no sabemos solucionar y tratar a tiempo pueden afear mucho la madera.

Aquí os dejo tres supuestos y cómo evitar que queden restos del descuido.

1. A veces cuando encendemos una vela y la dejamos muchas horas, la cera de ésta puede rebosar fácilmente y ensuciar toda la superficie de la madera. Sí aún no ha pasado mucho tiempo y aún está blanda podemos pasar un hielo envuelto en plástico para endurecerla rápidamente y quitarla con un espátula muy suave. Nunca debemos rascar con fuerza para no dañar el barniz.


2. Si estamos pintándonos la uñas y se nos cae el esmalte no tenemos que perder la calma. Lo mejor es dejarlo tal cuál esta y dejar pasar una noche para que se seque correctamente. Después podemos usar un removedor en la madera, aunque luego habrá que recolorear el área afectada.


3. Por último las manchas de pintura si están húmedas podemos quitarlas con un paño húmedo, si están secas lo mejor es usar una tarjeta de crédito para rascar.

jueves, 19 de noviembre de 2009

¿Cómo cuidar la madera? II


Habitualmente nuestros salones, dormitorios o despachos siempre están amueblados con madera, puesto que este material aporta calidez, elegancia y hay multiples acabados que siempre se adaptan a nuestros gustos. Además, las modas van y vienen pero la madera siempre permanece. Por ejemplo, actualmente el nogal parece que ya ha desbancado al oscuro wengue.

Los muebles de madera son delicados y muy sensibles al polvo y a la suciedad. Por este motivo, es muy importante que seamos costantes con la limpieza y con el cuidado de estos para no permitir que se estropen antes de tiempo. También tenemos que tener en cuenta que la luz directa del sol y la falta o exceso de humedad son determinantes para cuidar la madera correctamente.

Lo ideal es establecer una rutina de limpieza, a diario o cada dos días deberemos pasar el polvo con un paño seco de algodón. Si hay más suciedad o manchas, podemos limpiar la madera con un producto especial para maderas que podemos encontrar en cualquier supermercado, sólo hay que tener en cuenta que no lleven siliconas en su composición.

Cada dos ó tres meses tenemos que limpiarla adecuadamente y más a fondo. Para ello, debemos optar por una cera líquida o en crema. Así devolveremos el brillo a cualquier superficie y la dejaremos como el primer día.

¿Tenéis algún consejo para cuidar la madera? ¿Qué productos utilizáis vosotros?


viernes, 13 de noviembre de 2009

¿Cómo limpiar manchas?


Ya hemos hablado del uso continuado e intenso que les damos a las tapicerías. Esto provoca que muchas veces haya pequeños accidentes y tengamos manchas en nuestros sofás. Aquí os damos algunos consejos y espero que os animéis a darnos más trucos caseros:

- Si nuestra tela no tiene tratamiento antimanchas, lo primero es poner un papel absorbente para que la tela no pueda absorber demasiado líquido. Luego podemos tratarla con jabón neutro incoloro sin frotar muy fuerte.

- Si no tenemos un jabón de las características anteriores, podemos usar alcohol rebajado en agua, vinagre diluido (para las mancha de vino) y amoniaco diluido si hemos tirado una taza de café o té.

- Si la tela ha sido sometida a un tratamiento antimanchas no debemos utilizar ningún producto sólo un paño blanco para absorber la mancha.

¿Cómo cuidar la tapicería?

Las telas de los sofás y sillones de nuestra casa están sometidas a un uso intensivo casi las veinticuatro horas al día. Sobre todo, si en la casa viven niños o usamos la zona de los sillones para cenar viendo la televisión. Por supuesto, otros factores como la luz del sol o el tiempo acaban volviendo los colores más apagados.

Este desgaste en la tapicería afea mucho el salón, además las modas o las tendencias van marcando mucho la decoración y hace que cada cierto tiempo queramos cambiar o innovar con nuevos tonos. A continuación os vamos a dar algunas pautas para mantener las tapicerías de sofás, sillones y sillas como el primer día:

Sofá Babel

1. Podemos intentar salvar la tela en las primeras horas del día cuando el sol incide de forma más directa. De esta manera, procuraremos que los colores no se desgasten o allá diferencia entre algunas zonas de las tapicerías.

2. Si se nos cae una bebida o la manchamos es importante actuar rápidamente para que la tela no absorba los productos en exceso. Luego podemos limpiarlos frotándolo delicadamente y con movimientos circulares.

3. Sobre todo si la tapicería es oscura, el polvo se nota muchísimo. Para quitarlo tenemos que cepillar el tejido con un cepillo de cerdas blandas o con una aspiradora de potencia media para no deshilachar.



Posts relacionados

Related Posts with Thumbnails